Uso de hacha/azada o pulaski

El hacha-azada o pulaski es una herramienta manual utilizada en el sector forestal, compuesta por una pieza  acerada con dos filos opuestos, uno en forma de azada estrecha y por el otro en forma de hacha, insertada en un mango de madera. Esta herramienta sirve para cortar, cavar y raspar. También, en estas labores, dependiendo de las brigadas y las zonas geográficas, se utiliza la azadilla, siendo esta de menor tamaño.

Esta herramienta puede variar en tamaños y pesos:

  • Hacha-azada o pulaski de longitud máxima de 900 mm, ancho 75/80 mm y peso aproximado de 2 kg.
  • Azadilla de longitud entre 450-500 mm, 30/35 mm de ancho y peso de 1.5 kg aproximadamente, con mango de forma redonda u ovalada.

 Pulaski

 Fuente: Empresa START FIRE

El hacha-azada se emplea en tareas de prevención y de extinción de incendios forestales, se utiliza cuando se necesita cortar ramas, raíces, troncos, separar el vegetal del mineral, separar rescoldos y brasas, obtener tierra  para lanzar sobre las llamas, etc. Se utiliza en las tareas de extinción para ataque directo e indirecto. La azadilla no es empleada en tareas de prevención, sí en la extinción.

Las tareas más habituales en las que se utilizan son:

  • Repaso.
  • Abrir líneas cortafuegos.
  • Quemas prescritas.
  • Control de focos secundarios.
  • Limpieza y construcción de zanjas.
  • Operaciones de remate.
  • Apertura y ampliación de líneas de defensa.

A continuación, seleccione el documento descargable en pdf para saber más sobre los riesgos ergonómicos y buenas prácticas en el uso de hacha-azada o pulaski. Concretamente, encontrará información sobre:

      • Descripción de la actividad.
      • Epis e indumentaria empleada.
      • Daños a la salud.
      • Factores de riesgos ergonómicos y sus causas.
      • Exigencias físicas.
      • Recomendaciones de mejora y buenas prácticas.

 icon Uso de hacha-azada